MADRID, (EUROPA PRESS) Expertos de la Federación Española de Asociaciones Dedicadas a la Restauración Social (FEADRS), aseguraron que es "fundamental" adaptar y personalizar la alimentación de los mayores que viven en residencias de ancianos para mantener y mejorar su calidad de vida.

Según informó hoy FEADRS en un comunicado, tanto en España como en Europa se han realizado estudios sobre ancianos que viven en residencias y mayores que residen en sus casas de los que se desprende que al menos el 20 por ciento de la población mayor "no está bien alimentada y tiene riesgos nutricionales objetivos". En este sentido, los expertos señalaron que están mejor alimentados los mayores que viven en residencias que los que lo hacen solos. La razón se encuentra en que los ancianos que viven en residencias están más controlados y toman regularmente su desayuno, comida, merienda y cena. Sin embargo, los que viven solos se saltan comidas y tienen normalmente una comida más monótona porque normalmente nadie les vigila, afirmaron desde FEADRS. Desde un punto de vista dietético y nutricional, los menús en las residencias necesitan tener unas derivaciones para atender a las dietas con mayor incidencia (diabética, astringente, hipocalórica), al mismo tiempo que tienen que dar respuesta a las necesidades de los comensales en materia de adaptación de texturas de los alimentos (dieta blanda, dieta triturada), explicaron los expertos. De este modo, desde FEADRS se considera necesario que las residencias tengan a las empresas de restauración colectiva como parte integrante de su equipo multidisciplinar, junto con su servicio médico y rehabilitador o sus profesionales de carácter psicopedagógico; es decir, considerarlas como aliados estratégicos de las entidades operadoras de residencias. En la situación actual, el alto nivel de autogestión de los centros dificulta la adopción de parámetros generales de regulación, pero las empresas de restauración social, muchas de ellas agrupadas en la FEADRS, comparten la preocupación por mantener la calidad de los menús en las residencias, ya que sus comensales pertenecen a una población de riesgo que tiene unas necesidades especiales debido al envejecimiento y a las alteraciones médicas asociadas que pueden tener, aseveraron desde la federación. En ‘HOREQ 07, Salón del Equipamiento para Hostelería’, que se celebrará del 24 al 27 de noviembre en la Feria de Madrid, estarán representadas las empresas del sector de restauración colectiva para intentar encontrar una solución práctica que mejore la calidad de los menús de las residencias de ancianos.