Por las tierras de Escocia: Perfecto para el verano

Escocia está de moda. Los atractivos de Edimburgo en verano lo convierten en un destino perfecto para una escapada o para unas vacaciones. Más allá, de esta ciudad elegante y altiva, se extienden los páramos escoceses, los castillos habitados por fantasmas de viejos clanes y los misteriosos lagos poblados de monstruos invisibles, que nos recuerdan nuestros cuentos infantiles.

Estamos en las tierras de Rob Roy y de William Wallace, “Braveheart”, héroes de la historia escocesa y ahora también del cine. Siguiendo con los tópicos hemos entrado en el país del whisky, los gaiteros y las faldas de lana, los famosos tartanes, con mil y una cuadrículas diferentes.

Edimburgo es la capital de este país que hace tiempo fue independiente y que presume de su diferenciación respecto a Inglaterra. En nuestros días todo ese movimiento nacionalista revive con fuerza en las calles de Aberdeen o Glasgow.

Construida sobre siete colinas, Edimburgo está presidida por un magnífico castillo que se alza en medio de la ciudad vieja, envuelto en un halo de romanticismo y misterio. A sus pies, toda la ciudad tiene un aire solemne y sobrio, desde el barrio antiguo con sus rascacielos medievales de piedra y su emblemática calle, la Royal Mile, hasta su llamado “barrio nuevo” (New Town) construido en el siglo XVIII en un clásico estilo georgiano.

Ya está casi todo preparado para el próximo festival de Teatro. En agosto, la ciudad es una fiesta. Jóvenes de todo el mundo acuden a demostrar las posibilidades de las artes escénicas. La fiesta viene detrás de cualquier reunión. Creatividad e imaginación al servicio de una ciudad que ha hecho de la cultura su bandera. Además del urbanismo y la historia, los pubs son el tercer componente de esta ciudad, sin ellos no podría entenderse el espíritu de Edimburgo. Son tan característicos de Escocia como los propios fantasmas o el whisky.

Pero el espíritu real de Escocia hay que buscarlo en las Tierras Altas, pobladas de fortalezas y grandes mansiones, más de 200, y casi todas en ruinas como el popular Castillo Urquhart, a orillas del lago Ness, o el poderoso castillo de Stirling.

En definitiva, un lugar para conducir sin prisas, para cargar nuestra retina de pequeños detalles y disfrutar de uno de los parajes más salvajes de Europa.

Compras en Escocia

Las antigüedades son especialmente fáciles de encontrar en Edimburgo, con buenas piezas de plata, objetos de cobre y algunos muebles antiguos. Las antigüedades escocesas más buscadas son los objetos de artesanía del siglo XIX. En Edimburgo, los principales anticuarios están en la Royal Mile, en la parte baja de Victoria Street.

El salmón, el whisky, los chocolates o las mermeladas de naranja son las compras más codiciadas, aunque sin duda los tejidos de lana son piezas muy cotizadas, con forma de jerseys, guantes, boinas, mantas, tartanes (tradicionales telas de cuadros escoceses), y tejidos de tweeds. Se encuentran por todas partes, y sobre todo en las “Woollen Mill Shops”
que hay en el centro de las ciudades y en numerosas localidades turísticas.

Comer a la escocesa

La despensa escocesa está llena de buenos productos, envueltos ahora en su promoción a través de un programa llamado Taste of Scotland (Sabor a Escocia). Son muchos los restaurantes que tratan de promocionar una cocina propia de calidad, cuyos principales productos son el cordero escocés, la carne de venado, el marisco y el pescado, sobre todo el
salmón ahumado, las gachas de avena (porridge), los arenques y el haggis, el plato regional por excelencia.

Hoteles en Escocia

En Edimburgo: Los mejores hoteles de la ciudad son el Balmoral Tlf (131) 556 2414, de la Cadena Forte, el Caledonian (131) 459-9988 y el George Intercontinental. Tlf (131) 225 12 51 Además existen muchas posibilidades en hoteles acogedores y familiares, de estilo muy británico, como el Raemoir House, una casa georgiana recientemente reformada como hotel, (Tlf. 330 82 48 84) o el Culloden House, Edimburgo, una antigua casa de campo de estilo Georgiano reformada como hotel, (Tlf. 463 79 04 61).

Castillos Recomendados

Escocia, la tierra de las leyendas, los clanes y el whisky, espera a sus visitantes para mostrarles todo su encanto. A la hora de buscar alojamiento aquí, sus castillos son la mejor opción. Suponen un alojamiento distinto, que te hace revivir experiencias de otras épocas. No son hoteles normales, sino construcciones donde ocupamos la misma habitación en la que en su día se alojaron los nobles y reyes del país. Otra manera de recuperar su historia.
Los castillos están dispersos por su fantástica naturaleza desde Edimburgo a Glasgow y desde las ‘Highlands’ hasta los ‘Borders’. Es aquí, en esta última zona, donde vamos a disfrutar de las maravillas de cuatro castillos. Estamos en la línea invisible que nos separa de Inglaterra, donde todavía resuenan las batallas de William Wallace que vimos en la película ‘Braveheart’.

AUCHEN CASTLE, la magia de sus jardines.
Dirección: Beattock, by Moffat. Escocia.
Teléfono: 00 44 1683 300407
Página web: www.auchen-castle-hotel.co.uk
Habitaciones : 24
Precio: La habitación doble cuesta desde 160 euros por noche.

STOBO CASTLE, historia y salud.
Dirección: Stobo, Peeblesshire. Escocia.
Teléfono: 00 44 1721 760249
Página web: www.stobocastle.co.uk
Habitaciones : 22
Precio: La habitación doble cuesta desde 370 euros por noche.

DUNS CASTLE, sabor de lo auténtico.
Dirección: Duns, Berwickshire. Escocia.
Teléfono: 00 44 1361 883211
Página web: www.dunscastle.co.uk
Habitaciones : 12
Precio: La habitación cuesta desde 215 euros por noche.