Balnearios en Extremadura

Agua, ocio y relax

Tierra de lagos, embalses y dehesas. Historia y tradiciones. Extremadura no defrauda, muy atrás queda ya la época de los conquistadores y ahora toca darnos una buena sesión de relajación y disfrute. En esta región podremos encontrar buenos balnearios donde mimar nuestros cuerpos. Tras el éxito de Balnearios como el de Alange, su competencia ofrece otras muchas virtudes….

Balneario de Valdefernando en Valdecaballeros. Badajoz.

Rodeado de un paisaje donde predominan el bosque mediterráneo, con enclaves paisajísticos dignos de ver como los denominados El Risco o el embalse de Puerto Peña, se encuentra el Balneario de Valdefernando, cuyo edificio aún conserva ciertas reminiscencias árabes y visigodas, en recuerdo a la época en que estas tierras fueron lugares habitados por estas dos culturas

Su historia se romanta allá por el año 1820 cuando un ganadero, Miguel Jiménez, observó los efectos que el agua realizaba sobre la piel de una de sus cabra “puesta al remojo”, que quedó totalmente pelada. Esta circunstancias dio pie a que los lugareños investigaran sobre las aguas que existen en el lugar, provenientes de dos manantiales y que, con el paso del tiempo, comprobaron que los efectos curativos eran sorprendentes entre algunas personas que, afectadas de reúma, enfermedades de ojos, etc. eran curadas. La noticia se fue propagando y el número de bañistas aumentó de tal forma que incluso Pascual Madoz, en su Diccionario Histórico Geográfico de Extremadura, cita las virtudes de las aguas de los manantiales de Valdefernando, que servían para curar “enfermedades de ojos, reúmas y otros, siendo muy concurrido…”

La iniciativa del Ayuntamiento de Valdecaballeros en estos últimos años ha dado como fruto que en la actualidad disponga de un Balneario moderno, acogedor y con una serie de instalaciones de las más avanzadas en técnicas termales. En sí está formado por un hotel, unas urbanización, club social, club náutico y el balneario a unos 3 km del hotel.

Desde 1999 el Balneario de Valdefernando ha cambiado y ampliado considerablemente sus instalaciones, disponiendo en la actualidad de dos plantas en las cuales se aplican modernas técnicas, entre las que destacan los baños y chorros termales, de burbujas, hidromasaje, inhalaciones, masajes etc… Las virtudes del Radón parecen infinitas…

Ficha:
Baños de Valdefernando
Ctra. Guadalupe, s/n. Valdecaballeros. Badajoz
Tlf 924 145085
Precio: Programa Fin de semana Descanso desde 162,65 €, incluye 4 servicios de hidroterapia y 1 masaje parcial.

Balneario de San Gregorio en Brozas

Dentro de la sabiduría popular extremeña, Brozas es tierra de pastores, trashumancia y largos días de verano. Los Baños de San Gregorio han sido como un remanso de paz, cuando se iba a tomar las aguas. Casi era una peregrinación como el ir hasta la Ermita de San Gregorio, que da nombre al lugar.

No Estamos en un lugar lujoso, pero el buen servicio y los continuos intentos de mejorar su gastronomía lo han convertido en un lugar agradable para un fin de semana primaveral, antes que los calores ataquen de verdad.

Bien orgulloso puede estar Don Cipriano Cabrera, sacerdote de Brozas, “que lega 20.000 reales para la reparación de la ermita de San Gregorio y la construcción de una casa de baños para el uso y disfrute de las personas que se acercaban al lugar para solucionar sus problemas de salud. “

Desde su reforma del 2005, otros aires hay por el lugar…

Ficha:
Balneario de Brozas
Ctra. San Gregorio, s/n. Brozas. Cáceres.
Tlf 927 191 060
Precio: Fin de semana desde 110 €. Incluye estancia en PC, incluye baño burbujas, sauna, masaje 20 minutos, reposo sillón térmico y circuito piscina.
www.balneariodebrozas.com

Balneario de Montemayor

Mi abuelo cruzaba cada año la Sierra de Bejar para tomar las aguas. Como recuerdo, siempre traía una cesta de castaño, aunque parecía prohibido su uso hasta el año siguiente… Ir a Montemayor tenía mucho de ritual… Así se entiende mejor como fueron muchos los historiadores y escritores que citaban el origen del Balneario de Baños de Montemayor, la antigua “Aquae Caprense”, conocido también como Baños de Béjar y Baños de Montemayor en la época de dominación de estos territorios por los romanos.
El encanto del edificio “antiguo”, totalmente reformado, se ha realizado conservando las estructuras anteriores y construyéndose nuevas salas para baños, masajes, parafangos, aerosoles, piscinas etc, en un ambiente que nos recuerda el más clásico mundo termal de la época romana.
Sobresalen las impresionantes piscinas termales que se ubican en la parte baja del Balneario junto al Museo, con bóvedas de ladrillos seculares, suelos de mármol blanco, adornada la amplia estancia con estatuas clásicas sobre un bello templete y, como transportadas desde la antigüedad, acompañan a este conjunto las recuperadas termas primitivas romanas.

Ficha:
Balneario de Montemayor
Av. De las Termas, 66. Baños de Montemayor. Cáceres
Tlf: 923 428 005
Precio: Fín de semana desde 231 € por persona, donde incluye: 1 chorro termal, 1 parafango corporal, 1 baño oxigenación, 1 inhalación húmeda y sesión de piscina climatizada. Todo la estancia en PC.
www.hotelbalneario.com

Más Información:
www.turismoextremadura.com
www.extremadura.com/turismo/
www.guiasbalnearios.com/balnearios-extremadura.cfm

HOSPEDERÍA DE ORELLANA

Situada sobre una loma, a los pies de la hospedería se extienden las tranquilas aguas del pantano de Orellana. Es una extraña construcción que llama poderosamente la atención, tanto que su estructura de cristal y acero recibió el Premio Nacional de Arquitectura en los años sesenta. La hospedería está cargada de vitalidad y se ha transformado en un hotel, razonable de precio, tranquilo, nada pretencioso y perfecto para disfrutar en familia. Un lugar que sorprende.

El edificio que hoy alberga la hospedería comenzó a construirse a principios de los años sesenta del pasado siglo, aunque se han realizado numerosas intervenciones y modificaciones; la última fue en 1992, cuando fue destinado a Hotel-Escuela ‘Castillo de Orellana’. Sin embargo, de lo que más presume la hospedería es de la bucólica imagen, cuando cae la noche, con las luces de sus habitaciones reflejándose en las aguas del pantano. No es extraño que una de las mayores escuelas de vela este ubicada en esta zona.

El Dorado

Pero antes de contemplar el fastuoso juego de luces y sombras sobre las aguas, el restaurante “El Dorado” también reclama mi atención. Santiago y Antonio han sabido preparar unas recetas inolvidables: solomillo de cerdo en salsa de almendra, paletilla de cordero al aroma, bacalao a la extremeña, piquillo relleno de pescado al marisco y, de postre, un biscuit de pasas y nueces. Me espera la cama y una noche de reparador descanso. Pronto llegará el día siguiente y con él un abanico de innumerables actividades que puedo practicar en el embalse, que está vigilado eternamente por el el antiguo Palacio-Castillo de los Beljida. La recuperación es lenta, pero segura.

CÓMO LLEGAR: A través de la A-5, hasta el desvío en Torrefresneda, donde se toma la N-430. Dos kilómetros después de pasar Valdivia, sale a la derecha de la carretera un desvío para tomar la BA-6348 que lleva a Orellana la Vieja.
ALREDEDORES: Villanueva de la Serena (a 29 kilómetros): iglesia herreriana de la Asunción, ayuntamiento del siglo XVI. Don Benito (a 34 kilómetros): casas señoriales, iglesia de Santiago (estilo herreriano), Casa de la Cultura, obra de Rafael Moneo. Medellín (a 40 kilómetros): castillo, murallas y torre del siglo XIII; iglesias de San Martín, Santiago y Santa Cecilia.
CONSEJO DEL VIAJERO: Llegados a este entorno de la provincia de Badajoz, se recomienda la visita a Mérida. Las huellas de la época romana siguen presentes en esta localidad, desde el Arco de Trajano, al puente sobre el Guadiana, el anfiteatro y el acueducto de los Milagros. Una visita obligatoria.

Humedales de Orellana

El río Guadiana se embalsa en Orellana, contribuyendo a fomentar la conocida Ruta de los Embalses. En un recorrido de 200 kilómetros se suceden cinco pantanos: empezando por Cíjara, La Serena, García Sola, Zújar y, finalmente, Orellana, donde las sierras y los montes bajos cobijan estas zonas de agua dulce. En estos parajes extremeños se comprueba que los pantanos tienen una faceta lúdica que merece disfrutarse.

El inmenso “mar artificial” de Orellana es uno de los reclamos de la provincia. Miles de personas saben que un pantano no es sólo energía: en Orellana las cosas son de otra manera. La vela, el windsurf, el piragüismo o el esquí acuático tienen un marco privilegiado, sobre todo porque aún no está masificado. Tal vez por ello, quienes de verdad tienen aquí una cita obligada son los aficionados a la pesca de carpas, barbos, lucios o black-bass.

INFORMACIÓN: Oficina de información del Ayuntamiento de Orellana la Vieja (Plaza de San Sebastián, 8). Tfno: 924 867801.
DIRECCIÓN BÁSICA: “Sertur Naturaleza, Ocio y Tiempo Libre” es una empresa de Castuera (Badajoz) que organiza excursiones en zódiac por el embalse de Orellana. Más información en los teléfonos 924 146010 y 610390793.
CÓMO LLEGAR: Desde la hospedería se accede directamente al pantano, ya que está a los pies de la colina sobre la que se asienta el alojamiento.

Casas Rurales en Extremadura

Un nuevo turismo de calidad nos está esperando en estas insignes tierras. Tierras de olivos, pantanos y encinas salpicadas de estupendas hoteles rurales con ese sabor de antaño pero con el mayor confort que nos imaginemos. Antiguos palacios y monasterios reconvertidos en estupendos casas y sin olvidar que en alguno de ellos se realiza la mejor cocina de autor de toda Extremadura.

Hospedería Puente de Alconétar www.turismoextremadura.com/hospederias
Bello y artístico edificio, pensado para transportar a sus huéspedes hasta el pleno esplendor del Renacimiento español. Quien allí se hospeda, goza del privilegio de pasar la noche bajo el mismo techo que en otro tiempo ocupó uno de los personajes clave de la historia de nuestro país, la reina Isabel La Católica.

Situado en la imponente plaza Mayor de Garrovillas, cacereña de pura cepa, con sus arquerías y soportales, se erige la Hospedería Puente de Alconétar. Éste, es el antiguo palacio de los Condes de Alba de Liste que data del siglo XV, y que tal vez fuera levantado sobre otro del siglo XIII.

A todo esto se añade el aliciente de la cercanía de esta localidad cacereña con sitios de gran interés. Así, está muy cerca del pantano de Alcántara, uno de los más grandes de Europa, y que le convierten en una zona con un paisaje típico de ribera. Motivo por el cual, el visitante puede realizar actividades como rutas a caballo, senderismo, cicloturismo, o paseos en carro y actividades acuáticas.

Pz. de la Constitución, 18. Garrovillas de Alconétar (Cáceres)
Tlf: 927 30 94 25
Habitaciones: 18 dobles y 2 junior suites
Precios: Desde 85 hasta 107 €.