Madrid, (EFE).- Las enfermedades del corazón en España podrían estar afectando al 5 por ciento de la población, es decir más de dos millones de personas, y son causa de más del 10 por ciento de las bajas laborales, según datos aportados por la Confederación Española de Pacientes Cardiovasculares. En el acto de presentación de esta organización, celebrado hoy, se entregó el primer premio Titán al ex futbolista y presidente de Honor del Real Madrid, Alfredo di Stefano, operado del corazón.

El presidente de la confederación, Plácido García Rollán, destacó que las personas que han sufrido una afección de este tipo tienen un 60 por ciento más de probabilidades de vivir si se someten a un programa de rehabilitación posterior, basado en la mejora de los hábitos de salud y, sobre todo, ayuda psicológica de profesionales y familiares. Reclamó que estos programas se extiendan a todos los servicios autonómicos de salud, pues no todos disponen de ellos. García Rollán recordó que, según datos de la OMS, las patologías cardiacas causan el doble de muertes que el cáncer y se prevé que se convierta en la primera causa de fallecimiento en todo el mundo en los próximos diez años. Un estilo de vida ajetreado, una mala alimentación o fumar son hábitos que pueden causar la aparición de dolencias cardiacas, por lo que la información y la educación son esenciales para prevenirlas y afrontarlas. García Rollán explicó que la confederación nace como "núcleo de unión" de los enfermos cardiovasculares capaz de representarlos a todos, con independencia del tipo de dolencia, en sus necesidades y reivindicaciones. Entre otros objetivos, citó el conseguir mayor fuerza y cohesión de los enfermos ante los poderes públicos tanto centrales como autonómicos, locales y europeos y actuar coordinadamente con otras organizaciones de pacientes del Estado e enternacionales. "En un sistema sanitario creado única y exclusivamente para pacientes, financiado por pacientes, parece increíble que los pacientes no tengan espacio ni oportunidad de participar en las decisiones que el propio sistema realiza para ellos", apostilló. El presidente del Foro Español de Pacientes, Albert Jovell, mencionó los tratamientos cardiovasculares como ejemplo de que la sanidad pública funciona y ha avanzado. Lamentó que, como en otras ocasiones, ningún responsable de Sanidad y Consumo estuviera presente en el acto, celebrado en el salón de actos del Ministerio. EFE