Santiago de Compostela, 18 sep (EFE).- Un equipo de investigadores de la Universidad de Santiago de Compostela (USC) espera conseguir un biomarcador para el diagnóstico precoz de la artritis reumatoide en el plazo de unos tres años, informaron fuentes de la institución.

Se trata de una enfermedad que afecta en España a entre 200.000 y 250.000 personas, con 20.000 nuevos casos anuales, de los que un 70% son mujeres y con un coste por paciente de unos 10.700 euros anuales. La investigación compostelana está dirigida por Montserrat Nogueira Alvarez, del Departamento de Bioquímica y Biología Molecular de la USC, que ha trabajado en los últimos años en la puesta a punto de técnicas proteómicas y herramientas bioinformáticas para el análisis y estudio de sueros en individuos sanos, lo que permitirá análisis comparativos con los pacientes afectados por la enfermedad. La especialista señala en un comunicado que se trata de una enfermedad que se diagnostica en base a muchos parámetros, pero no existen factores específicos de la misma, por lo que en la actualidad es necesario realizar muchas pruebas para su detección. Por el momento, el equipo de la USC ya ha puesto a punto una "metodología innovadora de análisis de las muestras que, una vez sistematizada, se podrá aplicar incluso a otras dolencias". Dado que un diagnóstico precoz de la artritis reumatoide redunda en una mejor calidad de vida del paciente, la finalidad de este proyecto es encontrar biomarcadores que permitan identificarla en sus inicios. "Se trata -concluye la profesora Nogueira- de disponer de un test sencillo que, con una simple muestra de sangre, facilite la detección de esta patología de forma rápida". EFE